Nelvauto Center. Coches de ocasión en Murcia con garantía oficial y certificados por Carfax. 650 364 753 // 676 933 468

Nelvauto » Blog Nelvauto Center | Vehículos de ocasión » Cuidados y mantenimiento » Cómo hacer el rodaje de un coche nuevo sea gasolina o diésel.

Cómo hacer el rodaje de un coche nuevo sea gasolina o diésel.

Cómo hacer el rodaje de un coche nuevo sea gasolina o diésel.

Realizar el rodaje de un coche nuevo, quizás no te parezca tan fundamental. Sin embargo, tomando en cuenta que la compra de un vehículo nuevo al igual que una casa, representa una de las mejores y mayores inversiones de tu vida, no estaría de más hacer cualquier cosa con el fin de alargar su vida útil.

Por eso, hoy te comentamos más sobre cómo hacer el rodaje de tu nuevo vehículo.

¿Qué es el rodaje de un coche nuevo?

El rodaje es una etapa de tiempo en la cual el coche nuevo no debe superar ciertos límites del motor para que las piezas mecánicas engranen adecuadamente. Asimismo, esto no sucede solamente con el propulsor. Pero debido a que es la parte fundamental de todo vehículo, hay que preservarlo asegurando así su durabilidad.

De este modo, esta acción debe realizarse en los primeros kilómetros que vaya a recorrer el vehículo. Ya que a medida que transcurre el tiempo, las piezas que componen al propulsor son más resistentes. Sin embargo, no dejan de ser fabricadas por humanos, por lo que pueden presentar errores o malos ajustes en cuanto a la fabricación (algo inusual).

Por ende, cuidar el motor durante un período cercano a los 5.000 kilómetros es de vital importancia. Aunque para que el rodaje del coche esté completo deben pasar hasta 10.000 kilómetros.

¿Cómo hacer el rodaje de un coche nuevo?

rodaje de un coche nuevo

El objetivo principal de hacer el rodaje a un vehículo es no forzar demasiado el motor permitiendo el acople de los componentes del mismo, de forma correcta. Y por eso, el rodaje varía en función del modelo y tipo de combustible con el cual funciona el coche.

Este proceso se puede dividir en dos etapas: el rodaje inicial y rodaje avanzado. De allí, la importancia de ser cuidadoso al momento de aplicar el acelerador y las revoluciones. Os daremos una serie de consejos para el rodaje de un coche nuevo.

En qué consiste el rodaje inicial

Durante el rodaje inicial, el motor del vehículo no debe ser expuesto a elevadas revoluciones en los primeros 1.500 a 2.500 kilómetros. En el caso del rodaje de un coche nuevo de gasolina, no deberemos superar las 3.500 RPM. Mientras que en un coche nuevo diésel, no han de ser más de 2.500 RPM.

Del mismo modo, tampoco es recomendable transitar a un ritmo de revoluciones bajas al realizar el rodaje de un coche nuevo. Ya que esto podría someter las piezas del motor a un exceso de trabajo. En tal caso, no deberías bajar las 1.500 RPM en zonas planas, y menos en subidas.

De igual forma, en la medida de lo posible, evita aceleraciones bruscas, si el coche está completamente detenido. Y si está frío no lo aceleres más de lo necesario. Y conduce a una velocidad constante, ya que durante el rodaje suele ser de suma importancia.

Asimismo, evita a toda costa el uso de remolques durante los primeros 2.000 kilómetros. Y en caso de ser necesario, no lleves el vehículo muy cargado. Pues esto producirá que pises el acelerador más de lo normal, lo que genera a su vez un mayor esfuerzo del motor.

Cómo realizar un rodaje avanzado.

La etapa del rodaje avanzado,  se lleva a cabo hasta los 5.000 o 6.000 kilómetros. Por lo cual es necesario que el vehículo se vaya adaptando a mayores presiones.

Una vez alcanzados los 2.500 kilómetros, es momento de aumentar gradualmente las revoluciones, alrededor de 500 RPM cada 1.000 kilómetros recorridos, es entonces cuando se deberá adecuar las revoluciones según los kilómetros ya realizados durante el rodaje de nuestro coche nuevo gasolina o diesel:

  • En el rodaje de un coche con motor Diésel, las máximas revoluciones durante el rodaje inicial son de 2.500 RPM hasta los 2.500 kilómetros.
  • En este caso, una vez alcanzados los 3.500 kilómetros, el coche puede acelerarse hasta las 3.000 RPM.
  • Y alcanzados los 4.500 kilómetros, puedes llegar hasta las 3.500 RPM.
  • Por último, en los 5.500 kilómetros al realizar el rodaje de un coche nuevo podrías alcanzar las 4.000 RPM.

En contradicción a lo recomendado en el rodaje inicial, evita transitar el recorrido sobre todo si es largo, al mismo número de revoluciones. Sin embargo, esto no quiere decir que la velocidad debe variarse consecutivamente. Pero, sí debes variar el ritmo, ya que esta etapa es la que pone al motor a punto por el resto de su vida útil.

Una vez llegados los 6.000 kilómetros, el rodaje ya se puede dar por culminado. Sin embargo, aun así es recomendable esperar unos 2.000 kilómetros más para usar como quieras el vehículo. En este punto, el consumo de aceite ya se ha regulado y estabilizado. Y si has tomado en cuenta el resto de las indicaciones, el rendimiento del motor será el adecuado permitiéndote disfrutar del vehículo.

rodaje de un coche nuevo

Lo ideal es realizar siempre el rodaje a un coche nuevo, lo indique o no el fabricante. De esta manera, el vehículo se irá adaptando progresivamente a los requerimientos a los cuales estará expuesto durante su vida útil. Y si tienes dudas en el tema, no dudes en solicitar mas información a nuestros asesores en nuestro taller mecánico multimarca especialista Audi, Seat, Skoda y Mercedes entre otras marcas.

Comentarios de Facebook

Quiero que me llamen gratis